Al elegir las soluciones de software, se encontrará ante una elección bastante intimidante: ¿elije el software con licencia más tradicional? ¿O ya es hora de que te sumerjas en las inexploradas aguas del código abierto?

Esta pregunta a menudo se enmarca en una guerra entre los evangelistas del código abierto y los usuarios comerciales. Sin embargo, en realidad no hay una respuesta correcta o incorrecta a la pregunta de qué solución es mejor. Como hay beneficios y desventajas distintivos tanto del código abierto como del software con licencia, su elección debería ser la que mejor se adapte a su organización.

Para ayudarle a comprender las diferencias, hemos elaborado esta pequeña guía electrónica que explica los pros y los contras del software con licencia frente al de código abierto. Levantemos la niebla de una vez por todas, ¿de acuerdo?

 

¿Qué es el Open Source?

 

Lo primero es lo primero, se podría decir, ¿qué es el Open Source?

Esencialmente, una solución de open source es un software distribuido bajo un acuerdo de licencia que permite que el código sea compartido y editado por otras partes. Esto significa que cualquiera que sepa cómo, puede usar y modificar el software de Open Source completamente gratis.

Espera, ¿qué?

Sí, lo has leído correctamente: un software de Open Source está disponible para que cualquiera lo use y modifique desde su diseño original, de forma gratuita. Como resultado, el software puede evolucionar debido a las muchas alteraciones de los desarrolladores de todo el mundo. Y, a menudo, llega al punto en que la forma final es prácticamente irreconocible del software original. El beneficio del Open Source es que este modelo produce un alcance cada vez más diverso de la perspectiva de diseño que una sola empresa podría fomentar y sostener a largo plazo. En otras palabras, es la elección perfecta para cualquiera que valore la innovación.

Sin embargo, también puede dejar a los usuarios vulnerables a los hackers.

Hoy en día, tenemos una organización llamada the Open Source Initiative, que trabaja para promover el software de Open Source. Desde su inicio en 1998, han aprobado más de 80 licencias de Open Source en todo el mundo. Curiosamente, estas licencias tienden a caer en una de estas categorías: licencias permisivas y licencias de propiedad intelectual.

El tipo más básico de licencia de Open Source es la licencia permisiva. Con ésta, puedes hacer lo que quieras con el software siempre y cuando sigas los requisitos generales, que a menudo están redactados de esta manera:

·        Puedes hacer lo que quieras con el código

·        Debe reconocer al autor

·        Sin embargo, lo usas bajo tu propio riesgo

Por otro lado, tienes licencias de copyleft. Además de los requisitos de una licencia permisiva, también requieren que usted

·        No imponga ninguna restricción adicional al ejercicio de la licencia por parte del licenciatario.

·        Hacer disponible el código fuente de cualquier binario

·        El código fuente debe ser abierto y disponible bajo los mismos términos que el código que usted obtuvo.

 

¿Qué es el software con licencia?

 

Un software con licencia, por otro lado, es un software propietario distribuido bajo un acuerdo de licencia a usuarios autorizados solamente.

En otras palabras, es todo lo contrario del Open Source, ya que el código fuente no debe ser compartido con el público para que nadie lo vea o lo modifique.

Las empresas suelen estar a la defensiva de su producto y deseosas de preservar el control de su marca, y los acuerdos de licencia les permiten hacerlo. Naturalmente, un software con licencia es la oportunidad perfecta para aquellos que buscan bajos riesgos de seguridad, ya que los desarrolladores dedicados son los únicos a los que se les permite contribuir al código del software.

Principales diferencias entre el software de Open Source y el licenciado

 

Costo

Aunque el software de Open Source es técnicamente gratuito, hay costos a largo plazo asociados a él, como la implementación, la innovación, el soporte y la inversión en la infraestructura apropiada a medida que sus organizaciones progresan, la tecnología evoluciona y sus requerimientos crecen.

Además, es cada vez más común que los proveedores de software abierto cobren más por los complementos, la integración y los servicios adicionales. Esto puede, en algunos casos, deshacer cualquier ventaja de ahorro de costos que usted haya disfrutado.

El costo del software con licencia, por otra parte, puede variar considerablemente dependiendo de la complejidad de la solución que desee. Esto puede incluir una cuota básica por el software, la integración, los servicios y las cuotas anuales de licencia. Aunque el coste duro puede ser mayor, es importante recordar que se paga por un producto más personalizado de un nombre fiable. Además, también se beneficiará de

  • Mejora de la seguridad
  • Funcionalidad mejorada
  • Innovación continua
  • Mayor escalabilidad
  • Capacitación y apoyo continuos
  • Menor necesidad de conocimientos técnicos

 

Apoyo

Para poder evolucionar, el software de Open Source depende de una comunidad en línea leal y comprometida que proporcione apoyo a través de foros y blogs.

Naturalmente, el tiempo de respuesta de estas comunidades es más lento que el de los equipos de apoyo dedicados de marcas conocidas. Esto significa que las preguntas pueden quedar sin respuesta durante algún tiempo, ya que no siempre hay expertos a mano. Además, no hay ningún incentivo para que estas comunidades ayuden, excepto el de querer cooperar.

La mayor ventaja del software con licencia es el apoyo continuo, que puede ser imperativo si eres un usuario sin mucha habilidad técnica. Este apoyo puede incluir manuales de usuario y puntos de contacto para la asistencia inmediata de expertos que estén muy familiarizados con el producto o servicio.

 

Seguridad

Como el software de Open Source no se desarrolla en un ambiente controlado, encontramos que la seguridad es a menudo una preocupación para muchos.

Como los desarrolladores están situados en todo el mundo, a menudo hay una falta de continuidad y de dirección compartida que puede contrarrestar la comunicación y la colaboración efectivas. Además, como el software no siempre es revisado o validado por pares, un desarrollador podría implantar un troyano de puerta trasera en el software sin que el usuario lo sepa.

Naturalmente, esto asusta a muchos.

En comparación, un software con licencia tiende a ser percibido como la opción más segura.

A diferencia del software de Open Source, una solución con licencia se desarrolla en un entorno controlado por un equipo enfocado. Este equipo de los desarrolladores dedicados son las únicas personas que pueden ver de editar el código fuente, lo que significa que el producto es fuertemente auditado y el riesgo de troyanos de puerta trasera se reduce considerablemente.

 

Practicidad

Dado que el software de Open Source tiende a adaptarse a las necesidades de los desarrolladores y no a las de la mayoría de los usuarios no profesionales, se suele criticar la conveniencia y el carácter práctico del Open Source.

A menudo no hay guías o manuales de usuario -ya que no son un requisito legal- y cuando se escriben, tienden a ser escritos estrictamente para otros desarrolladores. En otras palabras, no están escritos pensando en los usuarios menos experimentados técnicamente.

Las pruebas de usabilidad realizadas por expertos han permitido que el software con licencia sea más práctico para un público más amplio. Los manuales de usuario suelen estar a disposición para una referencia instantánea y una rápida capacitación, y los servicios de apoyo garantizan que los problemas se resuelvan rápidamente. ¿Quieres saber más sobre el software de Open Source? Encuentre nuestro artículo sobre las ventajas del Open Source aquí mismo.

 

¿Cómo elegir entre el software de Open Source y el software con licencia?

 

Los pros y los contras del software de Open Source y con licencia dependen en gran medida de la experiencia técnica de su equipo y de los recursos informáticos de que disponga.

Además, su elección también dependerá de las necesidades y requisitos de su empresa. ¿La utilidad de un sistema que es completamente gratuito supera los costes de funcionamiento, los riesgos de seguridad y la falta de soporte que conlleva? Si es así, entonces le interesaría unirse a la creciente tendencia del software de Open Source.

Si usted, por otra parte, forma parte de una gran empresa con problemas de seguridad y necesidad de un soporte rápido, entonces puede ser más adecuado para el software con licencia.

 

¿Todavía estás indeciso? Acérquese hoy mismo a uno de nuestros expertos en software y canjee su consulta gratuita. ¿A qué está esperando?